IELA News

La implantación en Francia de empresas españolas

09 January, 2020

La primera decisión que se debe tomar es la forma jurídica que se va a adoptar en Francia para llevar a cabo esa implantación. A diferencia de España, las sociedades de responsabilidad limitada en Francia no exigen ningún capital mínimo.

Se debe tener en cuenta que hoy día, para empresas implantadas en cualquier estado miembro de la Unión Europea, no es estrictamente necesario tener que abrir una empresa o una sucursal en el país de destino, sino que puede operar desde España sin que le puedan poner trabas en el suministro de servicios o venta de productos.

En cambio, lo que si va a ser determinante son los costes de seguridad social. En Francia la Seguridad Social es cara, y además los gerentes minoritarios de una pequeña sociedad deben estar incluidos en el régimen general de la seguridad social como cualquier otro trabajador por cuenta ajena, disfrutando de toda la protección social salvo la protección por desempleo.